Corrupción en tema de agua podría dejarnos como Nuevo León en 20 años

Chihuahua.-

Si los productores agrícolas no dejan de extraer agua de manera ilegal y descontrolada, podríamos vivir una catástrofe hídrica como la que atraviesa el estado de Nuevo León en un plazo de entre 20 a 30 años, lo cual traería grandes consecuencias para los chihuahuenses.

Lo anterior lo expresó el director Ejecutivo de la Junta Central de Agua y Saneamiento, Mario Mata Carrasco quien culpó a la Comisión Federal de Electricidad por corrupción pues dijo que los pozos que causan problemas son aquellos que están conectados de manera irregular.

“Nosotros seguiremos insistiendo de que el gobierno Federal inicie una acción legal con toda la gente que no tenga al día sus pozos y sobre todo, que haya medición en el consumo de agua de uso agrícola”: expresó.

El titular de la JCAS advirtió que viene un problema muy grave para Chihuahua en el tema de la sustentabilidad de agua, si no hay acciones legales inmediatas por parte del Gobierno Federal para detener la sobreexplotación de los mantos acuíferos.